Las salsas Gautschi y su aplicación en los platos

Salsa café de parís

Las salsas son un comodín muy importante en la gastronomía. Acompañan los platos realzando su sabor, color, aroma y textura, llegando en algunos casos a transformarlos por completo. Las salsas ya son imprescindibles en todas las cocinas, porque además de enriquecer los platos facilitan la tarea de prepararlos. Añadiendo la salsa adecuada, el plato gana muchos puntos sin necesidad de esfuerzo. Y si las salsas ya están preparadas, como las Gautschi, todo un referente, el éxito está asegurado. 

En Mundisa, la tienda gourmet online especialista en productos delicatessen, nos explican las distintas variedades de  salsas Gautschi y sus aplicaciones en los platos

Salsas para carnes, pasta y ensaladas

Las salsas pueden ser suaves, picantes, frías, calientes, dulces, agrias, cremosas… Puede decirse que hay  una salsa para cada plato: algunas son perfectas para las ensaladas, otras para la pasta, para carnes, pescados, mariscos, hortalizas… Vamos a conocer más a fondo las variedades de salsa Gautschi delicatessen que pueden  encontrarse en Mundisa,  y lo mucho que pueden hacer por los platos.

  • Salsa Café de París: un clásico para acompañar carnes como filetes, entrecots  y hamburguesas. Esta salsa consiste en una mezcla elaborada a base de 24 tipos diferentes de especias y hierbas aromáticas, todas ellas mezcladas con mantequilla semifundida y licor de Jerez.
  • Salsa Bourguignonne:  innovación de la tradicional salsa borgoñesa, hecha a base de una gran variedad de verduras, mostaza y yogur. Es perfecta para carnes asadas e indispensable en una fondue de carne. Su color recuerda al de la mostaza.
  • Salsa  Curry: oriental, hecha con especias. Muy indicada para sazonar verduras salteadas, arroz blaco, pollo frito o fondue de carne.  La palabra curry proviene de la palabra india Kari, que significa salsa. Debe su origen a la mezcla de las múltiples especias que sus habitantes utlizaban para sazonar los alimentos. Su receta era, pues, variable dependiendo de las especias autóctonas de cada zona.
  • Salsa finas hierbas: a base de hierbas maceradas artesanalmente. Es una salsa que combina muy bien con pastas, patatas cocidas, pollo y pescado.
  • Salsa Roquefort: como su nombre indica, es una salsa hecha a base de queso Roquefort.  Ideal para ensaladas, endivias y carnes.

Salsas para pescados y mariscos

Una de las salsas que mejor casan con con el marisco, los huevos duros y los canapés, es la salsa cocktail Gautschi.  Está hecha a base de mahonesa y unos toques de kepchup, mostaza y brandy.

Otra salsa que no es específica para pescados pero también los adereza muy bien, es la salsa finas hierbas Gautschi comentada en el apartado anterior. 

Y una salsa especial para todo tipo de pescados pero que curiosamente también está muy indicada para el Roastbeef, es la salsa tártara Gautschi. Esta salsa está hecha a base de mahonesa, yogur, pepinillos, mostaza, alcaparras y hierbas. Se  trata de una salsa con mucha personalidad, de sabor con un toque ácido, y pequeños trozos de encurtidos.

Soñadora e idealista pero con los pies en el suelo y con una visión muy clara de la realidad. Quizás sea toda una paradoja en sí misma que traduce en una insana curiosidad por todo lo que la rodea.